viernes, 13 de agosto de 2010

La superbacteria


El malvado Fu Man Chú persiste en su intento de destruir a la humanidad desde su refugio nuclear instalado en alguna parte de China. Aparentemente, las dos campañas anteriores le salieron rana: con la gripe aviar sólo consiguió matar en Europa a tres palomas y un gato, y la mortalidad causada por la famosa gripe A no alcanzó, ni de lejos, la de una ola habitual de resfriados. Parece un fracaso, ¿no? Pues no. Porque hay algo que la gente no sabe. Y es que Fu Man Chú es el mayor accionista de las empresas farmacéuticas; y las vacunas, como todo el mundo sabe, se han vendido por millones. Y también se han destruido por millones al no ser de utilidad. Ahora, justo en la época en que solían aparecer los terribles virus anuales, el requetemalvado Fu Man Chú ha inventado una bacteria que ya ha afectado a treinta y siete personas. Toma ya. Los virus han pasado de moda. Empieza la era de las bacterias.

(El dibujo es de Don Smith, y ha sido extraído de vancomicinaala)

1 comentario:

Javier dijo...

En algún sitio de este planeta algunas personas están decidiendo el destino de todos y preparando su pasaje hacia ese nuevo planeta que aconseja Stephen Hawking. No importa dónde pues son invisibles, como su dinero, como su poder, como las amenazas que nos venden. Reescriben la historia que debemos enseñar a nuestros hijos, reinterpretan los acontecimientos que vivimos y abren caminos en el océano para que iniciemos el éxodo hacia un futuro insostenible. Es el poder de la bacteria.
Un saludo.