jueves, 5 de noviembre de 2009

Los diminutivitos



Es sabido que cada gremio, cada agrupación de personas con ambiciones u objetivos similares, tiene su propio argot, su propio tono cantarín y demás particularidades más o menos risibles. Pero los cocineros de la tele se pasan. Acostumbran a utilizar una cantidad de diminutivos en su discurso que, la verdad sea dicha, agotan a un santo de madera: Vamos a pochar la cebollita y el ajito y luego, con el tomatito calentito haremos unas bolitas de jamón serranito. O Haremos los filetitos con harina y pondremos unas peritas muy bien asaditas de guarnición sobre la salsita.

Sinceritamente, estoy bastantito hartito de tantita tonteriíta. Esto parece la casa de Ned Flanders.


(El dibujo es de Quino)

4 comentarios:

mar dijo...

Y yo que me siento identificada con Ned Flanders...
Soy asquerosamente perfecta.

en Kasku dijo...

Eres un puto punki.

mike dijo...

Me ha hecho gracia esto hombre!joer Kasku, es que es un puto punki,si lo sabré yo leñe!
un abrazo a todos.
MIKE

jose antonio dijo...

estoy de acuerdito en que hay mucho gilipollitas y mucho niñatito capullito.
Con la que nos está cayendo y que haya que soportar tanta mariconada ...
Eso sí la tele, a cualquier hora, es una basurita de la hostiita!
Aconsejo la entrada de Moncho al respecto "país de putas" del 2-11, muy bien contado! http://ahqueraro.blogspot.com/
Saludos César