lunes, 23 de marzo de 2009

EL ABORTO EN SEMANA SANTA


Esta sí que es buena. Ahora resulta que los nazarenos van a pronunciarse sobre la ley del aborto. Supongo que, de tanto salir a la calle disfrazados de fantasmas, ya no se dan cuenta de nada. Porque no sé si saben que sus manifestaciones, al igual que las de los obreros del metal, son concesiones que el resto de la población les hace. Es decir, si pueden salir a la calle para exhibir a sus ídolos, es porque los demás se lo permitimos. De modo que lo mejor sería que siguieran dedicándose a la tradición y al folclore, que es lo suyo. Obsérvese que no he dicho a la fe en Cristo, ya que me consta que muchos de ellos no van a las iglesias ni por hacer turismo. No sé. Es como si los joteros y els castellers dijeran ahora que están en contra de la ley del suelo. Desde luego, este país es la leche. No sólo hemos de soportar durante una semana las manifestaciones públicas de los seguidores de una determinada secta sino que, además, ahora tenemos que aguantar que nos digan cómo debe gobernarse el país. Y a quien me diga que no son de una secta le recuerdo lo que siempre digo: una religión no es más que una secta con éxito.


(La foto está extraída de elmundano)

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Donde podemos protestar los que no estamos de acuerdo con las procesiones??

Verónica Montes dijo...

Hola César!

Ya se sabe que el tema del aborto siempre conlleva polémica en algunos sectores de nuestra sociedad. Salvo alguna excepción, si una mujer decide abortar es por algún motivo justificado -por violación, por ser menor de edad, porque la persona que la dejó embarazada no se quiere hacer cargo de esa responsabilidad, por abandono de la "pareja" en este caso y no poder recurrir a la ayuda familiar,porque tiene limitaciones psíquicas o físicas o simplemente no se ve aún preparada psicológicamte ni económicamente para hacerse cargo de tal situación, etc, etc-. Yo nunca me he quedado embarazada, sin embargo estoy de acuerdo en que haya en este país una jurisprudencia firme y sin contradicciones ni ambigüedades que vele por los derechos de la mujer dentro de este contexto. Hay mujeres que deciden abortar a partir de los 3 meses de gestación. Al menos que el aborto sea libre antes de los 3 meses. A partir de aquí, no me atrevo a pronunciar...

P.D: Soy amiga de Jorge Sarto. Su hermana Mar me regaló un libro tuyo titulado "El exilio está aquí".

Un abrazo!

moncho dijo...

A mí el aborto no me parece algo bueno, aunque reconozco que un embrión no es un bebé, como pretenden hacernos creer los obispos. Pienso que a pesar de todo deberíamos proteger más nuestra propia especie.

Quizás una ley de plazos sería más justa, más ajustada a la realidad biológica y más afinada. Nos permitiría ir graduando el nivel de protección sobre el feto conforme se van sucediendo las etapas más importantes del desarrollo, y no confiarlo todo a un determinado momento mágico, antes del cual se permite matar y despues del mismo no.

Pero catorce semanas me parecen demasiadas para un aborto totalmente libre, sin justificación alguna. Si ves una ecografía de la semana trece te das cuenta de que no está bien. Yo cuando vi las de mis hijos sentí que ya estaban aquí...

En fin, es un tema muy peliagudo, un auténtico dilema moral. No todo el mundo lo resolverá de la misma forma.

Los Nazarenos deberían dedicarse a lo suyo y llevar los santos lo mejor que puedan, nada más.

Saludos.

er jose dijo...

Verónica:
Las amigas de mis amigos, son mis amigas ...
Don Pepe Sarto (peaso d'artista), me permitió durante un tiempo (lejano), colaborar en sus composiciones musicales (El Hombre de Pekin, y tal).
Respecto al aborto ... amén. coincido.
Y la última frase de César es cojonuda "una religión es una secta que ha tenido éxito".
Besos a tod@s